07 febrero 2011

Manteca de Karité

Se obtiene de las semillas del fruto del Butyrospermum parkii (Karité) árbol que crece en forma salvaje en una amplia zona del centro de África. El fruto maduro contiene dos o tres semillas, de las cuales se extrae la manteca de color marfil llamada en español “Manteca de Karité” y en inglés “Shea butter”.Su composición es muy compleja, y se pueden identificar los ácidos palmítico, esteárico, oleico, linoleico, así como una original fracción insaponificable que le confiere una gran capacidad hidratante y emoliente.
Ayuda a proteger la piel de las radiaciones UVB y UVA.



Es anti-irritante por excelencia, lo que conviene notablemente a las pieles que enrojecen con facilidad, con tendencia alérgica y cuperosis.
Es también de gran interés para el cuidado de la piel masculina, para después del afeitado. La manteca, que se obtiene de la maceración del fruto, ha sido durante mucho tiempo el único cosmético de las mujeres africanas, que lo viene utilizando como poderoso hidratante nutritivo, para evitar la descamación de la piel, así como para cuidar y proteger los cabellos secos y estropeados.Es utilizado habitualmente, y con sorprendentes resultados, como alternativa natural a la cortisona, en casos de dermatitis atópica o eccema incluso en los más pequeños de la casa. Muy rica en ácidos grasos insaturados, la manteca de karité es un regenerador celular natural con grandes propiedades suavizantes y reestructurantes en arrugas y estrías , así como protector para labios y zonas especialmente sensibles.

Propiedades y aplicaciones

La manteca de karité destaca por su intenso y duradero poder hidratante en rostro y cuerpo. Mejora la elasticidad de la piel por sus propiedades nutritivas y alto contenido en vitamina F, componente vital de las membranas celulares. La carencia de esta vitamina se advierte por el enrojecimiento de la piel, su descamación y por la sequedad en uñas y cabello.
La manteca de karité es muy adecuada para tratar los labios resecos por el frío, a los que aporta un atractivo brillo, y la nariz irritada por las alergias de primavera o los resfriados de invierno.
Posee un importante efecto antiestrías y antiarrugas , cuyo efecto se advierte en pocas semanas. Su uso continuado garantiza los efectos preventivos en el envejecimiento de la piel.
Una cucharada de karité en el baño caliente extenderá una fina capa invisible por todo el cuerpo, que quedará terso y con un suave aspecto satinado. Como relajante , basta con masajear brazos y muslos para obtener una sensación instantánea de bienestar muscular.
La manteca de karité es muy efectiva en articulaciones de codos y rodillas, dedos de los pies, talones y uñas, por lo que es muy recomendable para antes y después del ejercicio deportivo . También es muy adecuada su aplicación en la cara tras el afeitado.
El karité actúa como potente agente protector y regenerador de cabellos secos y estropeados. También se puede utilizar como mascarilla capilar antes del baño.
Sobre el cabello se puede aplicar como “baño de crema” o como abrillantador después que esté seco. Por si sola restaura en forma profunda la estructura capilar, otorgando brillo, suavidad y volumen.
Es uno de los aceites que combinan maravillosamente con los aceites esenciales y permite la penetración temporizada de estos, lo que hace de la Manteca de Karité un producto ideal para masaje terapéutico, formulaciones balsámicas, tratamiento de dolores articulares, y muchos otros usos. Proporciona bienestar y protección a la piel. La manteca de Karité es adecuada para el cuidado de la piel en climas secos o de frío extremo, así cuando se está expuesto a factores irritantes como el viento, el agua salada o clorada.
No hay límite de edad para beneficiarse de sus propiedades. Protege la piel del bebé y hasta la de los ancianos de avanzada edad
No es comedogénica (o sea que no produce granitos) por lo que se puede usar aún en presencia de acné o pieles naturalmente grasas.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Si te ha gustado la entrada deja un comentario por pequeño que sea.Tu comentario es la chispita que alegra este pequeño rincón de mi cocina .

linkwithin



También te puede interesar: Plugin for WordPress, Blogger...